Un puesto de trabajo digno, una prioridad para personas con discapacidad

Un puesto de trabajo digno, una prioridad para personas con discapacidad

Además de salud y mejores recursos económicos y de apoyo, conseguir un empleo es el principal deseo de personas con algún tipo de discapacidad para este 2019, según el último informe publicado por la Fundación Adecco.Y es que el acceso a un puesto de trabajo normalizado es uno de los principales factores de inserción social de personas con discapacidad y en riesgo de exclusión ya que, además de percibir un salario a través del desarrollo de una actividad diaria para la que están capacitados, al igual que el resto de personas empleadas en la sociedad, les aporta múltiples beneficios que contribuyen a mejorar su bienestar, habilidades sociales e integración en la comunidad.

La realización personal, la mejora de la autonomía y el aumento de la autoestima son algunas de las ventajas más destacadas entre el 71% de las personas entrevistadas para el estudio, cuya prioridad es acceder a un puesto de trabajo digno.

Un empleo normalizado exige el cumplimiento de horarios y tareas que conllevan responsabilidad, seriedad y madurez; así como una satisfacción personal y una recompensa económica que, según explican los responsables del área de formación y empleo de la Fundación Rey Ardid, “funciona mejor que muchas terapias o tratamientos a la hora de integrarse en la sociedad. Por eso, nuestro objetivo desde las empresas sociales y la agencia de colocación es contribuir a la creación de más puestos así como impulsar el acceso de este colectivo a puestos en empresas normalizadas”.

Sin embargo, la ocupación de personas con discapacidad en edad laboral, según datos del último Informe Estatal de Mercado de Trabajo de las Personas con Discapacidad, es del 25,10%, frente al 35,16% de personas activas. Y la cifra de paro es del 28,62%.

Así, la meta por parte de instituciones y entidades como la Fundación Rey Ardid, desde Emprey y el área de Formación y Empleo, es lograr que la tasa de actividad y empleo de personas con discapacidad aumenten y reducir las diferencias entre personas sin discapacidad.

 

Compartir esta publicación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *